Edificios que tienden hacia la industrialización y el nZEB. Comunidad Eurorregional.

La creación de esta comunidad ha sido posible gracias al apoyo de la Eurorregión Pirineos Mediterráneo’, en el marco de la convocatoria desarrollo sostenible 2012. La Eurorregión, nacida el 29 de octubre de 2004, es un proyecto de cooperación política entre Cataluña, las Islas Baleares, Languedoc-Rousillon y Midi-Pyrénées.

La inquietud frente al Cambio Climático ha ido creciendo en los últimos años y ha generado numerosos debates y estudios al respecto de los sectores que contribuyen más a este fenómeno. Uno de los estudios realizados por la Comisión Europea ha estimado que los edificios construidos comportan más del 40% del total de la energía consumida en Europa.

Para reducir este porcentaje, la Comisión Europea publicó la Directiva Europea 2002/91/CE relativa a la eficiencia energética en los edificios. Posteriormente, a raíz del Consejo Europeo de 17 de junio de 2010, se fijó que para el 2020 se debe reducir un 20% el consumo de energía primaria, un 20% la emisiones de gases de efecto invernadero respecto a los niveles de 1990 y elevar la contribución de las energías renovables al 20% del consumo. Como consecuencia de este objetivo, se refundió la Directiva Europea 2002/91/CE en la Directiva 2010/31/UE, donde se exponen una serie de exigencias que deben cumplir los edificios con finalidad de conseguir un consumo de energía casi nulo (edificios nZEB – nearly Zero Energy Buildings, en inglés). Esta última directiva ha sido complementada con la Directiva  2012/27/UE, que desarrolla más aspectos relacionados con la eficiencia energética.

Por otro lado, cada vez es más patente el aumento en la exigencia de calidad final del edificio, así como de la reducción y concreción de los plazos de entrega, sin que ello deba comportar un aumento significativo del coste final de la obra.

Una de las vías que permite alcanzar todos estos objetivos es la introducción de procesos con un alto grado de industrialización, basándose en nuevos modos de descomposición de las partes de un edificio, utilizando componentes completos, compatibles y “customizables” fabricados en taller y transportados posteriormente a la obra para ejecutar los procesos de montaje y ensamblaje.

Cada proyecto de edificación requiere un modelo constructivo específico y, por consiguiente, no se podrán resolver todos con el mismo grado de industrialización, ya que no existe un sistema constructivo universal.

Luego, la industrialización tiene que ser un proceso constructivo al servicio de la arquitectura y no viceversa. Hoy en día ya existen en el mercado tecnologías que permiten flexibilizar la producción de sistemas constructivos para que puedan adaptarse a cualquier diseño arquitectónico, simplificando el proceso de ejecución, acortando los plazos y ahorrando recursos materiales y económicos.

Esta comunidad pretende ser un punto de encuentro de estas dos líneas básicas de desarrollo para los futuros modelos edificatorios: el consumo energético casi nulo y la industrialización.

El objetivo de la comunidad es generar, recopilar y contrastar conocimiento sobre productos, sistemas i/o técnicas innovadoras que incorporen el concepto nZEB e industrialización paralelamente. Entre las herramientas utilizadas para conseguir este fin, encontraremos el análisis de casos de estudio de edificios existentes, foros que permitan el debate y potencien el conocimiento de estos temas, así como otras informaciones complementarias. 

Con la colaboración de :




all
posted
shared